Fisioterapia

y rhb

Y como no, los dolores de espalda como son las cervicalgias o las lumbalgias, problemas como Lipedema o Linfedema, dolores de cabeza derivados de una descompensación muscular en la zona del cuello...

El tratamiento de rehabilitación tras una cirugía de cadera, de mano, o de hombro (entre otras)...

Todo esto, es tratable y mejorable con fisioterapia, utilizando técnicas manuales propias y aparatología avanzada, para conseguir los mejores resultados. 

Y la importancia de la prevención y el buen mantenimiento del cuerpo, acudiendo a la consulta cada mes y medio o dos meses, y sin presencia de dolor.